Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

martes, 17 de diciembre de 2013

Más tecnología, ¿mejor humanidad?


Navegar el inmenso mar de la web y tropezarse con publicaciones antiguas que en su momento anunciaban ideas o proyectos de vanguardia, es siempre un estimulante para reflexionar. Apenas han pasado tres años desde que leímos el artículo Las increíbles tecnologías que cambiarán el mundo en 20 años y muchas las cosas que desde entonces han pasado. Entre las ideas que se asomaban están las ya conocidas Gafas de Google o Google Glass, instrumento de realidad aumentada, cuya potencialidad aún no ha sido aprovechada del todo. Y así una multitud de ideas que no tienen desperdicio y valdría la pena considerarlas.
Está más que claro que hoy es el futuro de un ayer que no volverá. Esperemos que las invenciones sigan su curso, pero que no perdamos el norte de la esencia de toda innovación: la humanidad. Si torcemos el rumbo, llegaremos al lugar equivocado y habremos perdido la valiosísima oportunidad de lograr mejores sociedades.

El capitalismo, motor de la economía mundial, no debe olvidar que el centro de toda actividad comercial es el ser humano, la satisfacción de sus necesidades y la preservación de su dignidad. Es el capitalismo el que está -o debería estar- al servicio del ser humano, no a la inversa. No perdamos esto de vista. Y preguntémonos si el ingente desarrollo tecnológico del que hoy somos testigos, realmente está satisficiendo necesidades reales de la persona, o por el contrario sólo está orientado crear ilusiones y necesidades ficticias que, lejos de lograr un mejor mundo, lo está degradando aún más.

De algún modo, ya sabemos cuán salvaje o bondadoso puede ser el capitalismo, una lógica de producción despiadada y depredadora que hemos de evitar a toda costa. Por ello, debemos seguir buscando la forma correcta de obtener un mundo más justo, más solidario y más evolucionado, sin perder nuestra más elevada esencia: la humanidad. Ese debe ser el espíritu que nos impulse a crear más y mejor tecnología.

Tenemos más y mejor tecnología. ¿Tendremos también más solidaridad y mejor humanidad?